martes, abril 06, 2010

La escolar tramposa y la librera nazi

Cuando dentro de una conversación cualquiera surge el tema de hacer trampa, yo suelo decir que durante mi etapa escolar no tuve chance de copiarme (no precisamente por la pericia de los cuidadores de exámenes; a mi parecer entrenados por celadores de la cárcel de la que siempre se escapaban el chompiras y el botija, sino que por pura cobardía y sobretodo torpeza con las manos). Sin embargo, hoy resurgió en mi mente un episodio de infancia en el cual llevo a conclusión una trampa escandalosa y desproporcionada.

No es de preguntar por qué había yo fondeado esta memoria (convengamos que en adelante estaré impedida de inflarme como pavo con gases ante cualquier charla sobre ser tramposo; esto me duele en el ego dado que como es sabido, el mío sufre de la penosa enfermedad del gigantismo), lo que sí es de consultar es cómo así reflotó esta vaina desde el fondo del montón de tofu que cargo dentro del cráneo.  Encontrábame depurando contactos de Messenger -si no hemos conversado en 1 año, me parece que no nos vamos a extrañar- cuando llegué a la sección del colegio (yo separo los contactos por procedencia y edito los nombres para que sean "[Nombre] [Apellido]" y no "[frase sacada de libro de autoayuda][carita con glitter][cualquier término incomprensible como "TAD" "YLS" "ablao" "brader", etc.]), cuando me encontré con el nombre de mi estimado Carlos Contardo y fue entonces que desde el fondo de la cabeza llegó pataleando a la superficie lo siguiente: en 5to de primaria Carlos corrigió mi examen de matemáticas y me puso 10. ¡DIEZ! Me jaló, el infame. Yo no podía creerlo. De inmediato revisé la prueba con la premisa de encontrar alguna hilacha de la cual asirme para reclamar al menos medio punto más. No había nada, creo que sinceramente merecía un siete o menos. A pesar de ello, tuve el desparpajo de poner una coma en un resultado decimal y me acerqué al profesor a decirle que mi compañerito no la había visto y que pobrecito el cegatón. El maestro llamó a Carlos para hacerle la consulta y él dijo: "De repente la coma estaba ahí, pero yo no la vi". Cuánta grandeza, carajo. Apenas un puñado de la palabras en una personita de 10 años y quedó en evidencia que: 1) Yo mentía 2) Él era un caballero incapaz de delatarme 3) Mi examen tenía de resultado 10.5 y yo era una gran canalla.

Todo esto viene a cuento porque la persona encargada de entregar los útiles de escritorio en mi centro de labores insiste en que yo debo meditar si es que en verdad necesito tantos lapiceros (02) y si es que poniéndome la mano al pecho (sic) creo que voy a abrochar tantos papeles como para tener una engrapadora para mi sola. Yo le voy a decir a esta señora que por favor llame a Carlos Contardo, que él me va a apoyar en cualquier cosa que yo diga. Y que ya lo pensé bien: verdaderamente necesito que los cuadernos vengan con espiral. Gracias, eh.

15 comentarios:

Daniel dijo...

Jaaaaaaaaaaaa que buena, ese pata si que se la juega por el equipo, ojalá y no lo hayas borrado del MSN jaja, clásico en la chamba eso de querer ser mezquinos con los útiles, ni que uno los usara para jugar... por lo menos no visiblemente =D

Cesar Duarte dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
César Duarte dijo...

Que tal maestro el amigo @contardo justo ayer tuvimos una de nuestras siempre agradables tertulias en el Palermo de siempre

Carlos Contardo dijo...

Laurita!! sorry de verdad, no tengo excusa que valga...no me borres del messenger plis, prometo escribir mas seguido =). jeje

En cuanto a la corrección de exámenes del 5to año de primaria, Dios! la verdad no lo recuerdo, te soy muy sincero(creo que lo recuerdo, pero no se si me lo estoy inventando jajaja.)
Si fue así como lo cuentas, me alegro mucho!. Me hubiera sentido terrible de otra forma; y ahí si lo recordaría como uno de mis episodios traumáticos de la niñez. (porque seguro que "la tia lauris" me agarraba a golpes...jajaja just kidding).

Un abrazo cuidate! y sigue con tu genial blog. =)

Laura Zaferson dijo...

Daniel, es una alegría saber que la tacañería en materia de útiles no es exclusividad de mi trabajo. :)

Césitar, ¡vi tu tuit! pero no sabía que estabas con él. Mira tú. :)

Carlos, jaja imagínate, cómo te voy a borrar. ¡pero háblame alguna vez! :) El episodio fue con el profesor Mercado. Gracias por leer el blog, yo pensaba que además de Ytala y César, nadie más de la promo lo leía. ;)

Jocho dijo...

si uno es buen alumno, honesto y honrado, y también es conchudo, pues hacer trampa una vez a las quinientas va a ser increiblemente fácil :)

saltamontess dijo...

Ah, qué tiempos aquellos en que me dejaban coger 3 FinePen de distintos colores, mis CD Imation para bajarme fotos y llevármelas a mi casa... Ah, qué nostalgia de los sobres manila, de las tijeras afiladas, de los resaltadores faber castell, de las pilas para la grabadora...

Lo siento Tía Lauris, qué pena q no pueda comentar sobre tu amiguito, el cómplice... Me pegué jodido con lo otro.

Laura Zaferson dijo...

Jocho, ¡eso es verdad!

Saltamontes, no te disculpes querida. El relato tiene historias; una por encima y otra al fondo. Déjate capturar por la que prefieras, que desde aquí nos relamemos either way. :)

Elmo Nofeo dijo...

No hay criatura más noble que un hombre.

Roberto Gomez Bolaños lo graficó bien en El Chavo del Ocho:

- El hombre de niño es inocente como el Chavo, luego crece y se hace noble y bueno como Don Ramón, finalmente ya de anciano es un santo como Jaimito El cartero.

- En cambio, en el otro lado tenemos a la ladina Chilindrina, la mala Doña Florinda y la bruja Doña Clotilde.

Falcon19 dijo...

Este Carlos Contardo casi un heroe ah... pero como dice el, hubiera quedado como un pelotudin si te hubiera cagado (se pueden decir lisuras por aca?)...
Bueno Laurita, entre a este blog por recomendacion, ta bueno...
Besos

NeO dijo...

Grande tu amigo!

Laura Zaferson dijo...

Elmo, tus issues van mâs allá de lo que soy capaz de calcular. :-P

Falcon, gracias por la visita, creo que ya me comentaste antes ¿no? Cuéntame pls quién fue la bella persona que me recomendó :)

Neo, pajísima y re-pajísima :)

Anónimo dijo...

OMG! AMO tu blog!
No he podido chambear en todo el día porque TENIA que terminar de leerlo todo!
loved it!

Laura Zaferson dijo...

Anónimo: ¡qué ternura! muchas gracias. :D:D

maga dijo...

Jajaja, ese Carlitos debería ser presidente caracho!
By the way, qué lindo que hasta un comment te haya dejado! Encima que "rajas" de él, te sigue halagando. Yo quiero un amigo así, se puede?

PD: Ni cuento cuántas veces me he copiado, porque sino esto sería un post mas no un comment.